viernes, 11 de junio de 2010

VÍA LIBRE

Ya decía en una de mis últimas entradas que no me gusta la gente que se queda en la teoría, con tantas cosas que se pueden llevar a la práctica, o por lo menos intentarlo.

A veces ordenar nuestra vida, empieza por ordenar nuestra casa, vaciar todo lo que nos sobra, tirar todo aquello que no nos sirve para nada, sacar de los armarios la ropa que no nos ponemos y que está ocupando sitio, un sitio que podrían ocupar otras cosas...

Yo he empezado por un ejercicio práctico, para mí tiene importancia. Se trata de cruzar el semaforo en verde, correr si es necesario, aprovechar la invitación para los peatones; a veces incluso me arriesgo a pasarlo en rojo, eso sí, antes me aseguro de que para los coches también lo está.

Eso implica aprovechar las oportunidades que pasan por mi vida, no esperar a que lleguen, incluso a veces hay que arriesgar... cada uno según sus vivencias puede pensar de una forma o de otra, allá cada cual. Yo pienso que el tiempo hay que vivirlo de la mejor manera, sin despediciar ni un segundo.

2 comentarios:

Verónica dijo...

Tienes mucha razón en lo que dices. Lo mismo que hacemos con los armarios, que es ordenarlos de vez en cuando, debemos hacer con nuestra vida, hay cosas que ya no nos sirven, por lo tanto a ordenar, y si llega el caso también tirar.
Y si nos quedamos sentados esperando, mal lo tenemos, podríamos seguir sentados por mucho tiempo, sin ocurrir absolutamente nada. Así que a arriesgar un poquito, que nos alegraremos después.
Buen fin de semana amiga
Besos

Chely dijo...

Feliz Fin de Semana para tí también. Un beso