domingo, 26 de septiembre de 2010

QUERIDO AMIGO...

Querido amigo: Yo te contaba, te dije... ya sabes...tu me aconsejabas, me sacabas de mis dudas, de mi debilidad... Ahora no sé qué hacer... han cambiado tantas cosas... nada es como yo creía, en los que más confiaba, hombres y mujeres, sólo consiquieron sacar lo peor de mí.

Pero allá ellos, sólo tú conseguiste ser libre... y quizás las cadenas pesan mucho; palabras, palabras, palabras, palabras, palabras. Estaba aturdida y no quería ver... ahora veo, y no me gusta lo que veo, ni lo que escucho...

Querido amigo, siempre estarás en mi corazón y en mi recuerdo.

No hay comentarios: